Clinical Research Insider

¿Existe una relación entre la alimentación y la salud bucal?

Introducción

La nutrición es el proceso por el cual el ser humano puede obtener los nutrientes que necesita en su día a día, pero ¿cómo comienza todo? Pocas veces hacemos esa pregunta, por eso, es importante saber el papel de la boca en esta etapa, dado que aquí es donde inicia la alimentación. La nutrición se ha reconocido como un componente esencial para la prevención de numerosas enfermedades crónicas no transmisibles (ECNT) como diabetes e hipertensión, sin embargo, recientemente se ha estudiado el impacto que tiene en la salud oral, así como en la prevención de las principales enfermedades bucales. 

Salud oral

La principal función de la boca es la de incorporar alimentos al tracto digestivo, que va desde la digestión hasta la absorción. Conformada por la lengua y los dientes, cada uno con funciones específicas, como lo es el sentido del gusto y la masticación para la formación del bolo alimenticio. No obstante, no podemos olvidarnos de la saliva, que desempeña un papel crucial en el procesamiento de alimentos, la lubricación, el inicio de la digestión de carbohidratos con la enzima amilasa y el control de infecciones bucales.

Gran parte de las afecciones orales son prevenibles y tratables, sin embargo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 2022, informó que, a nivel mundial, cerca de 3,500 millones de personas padecen alguna enfermedad relacionada a la cavidad oral y que 3 de cada 4 viven en países de medianos ingresos. 

Principales enfermedades orales

Una de las enfermedades más prevalentes de todo el mundo es la caries dental. Entre el 60 y 90% de los niños en edad escolar se ven afectados y casi el 100% de la población adulta. Esta afección se da por la acumulación de bacterias en la superficie de los dientes convirtiendo los azúcares simples en ácidos, que posteriormente destruyen el diente. Una mala técnica de cepillado, en conjunto con una dieta rica en azúcares pueden provocar caries, dolor y, en ocasiones, pérdida de dientes e infección.

Por otro lado se encuentran las enfermedades que afectan la encía, denominadas enfermedades periodontales, siendo las más comunes la gingivitis y la periodontitis, causadas por factores genéticos y ambientales que son determinantes en su desarrollo, no obstante, existen otros factores ampliamente estudiados, siendo el tabaquismo y la presencia de diabetes los principales. En su forma más grave (periodontitis) las encías pueden separarse de los dientes y del hueso de sostén, lo que provoca que se aflojen y posteriormente se pierda la pieza dental. Se estima que la periodontitis afecta aproximadamente al 19% de los adultos, lo que representa más de 1,000 millones de casos en todo el mundo.

El papel de la dieta en la salud bucal

La alimentación del ser humano varía acorde a su cultura, religión y disponibilidad de alimentos y preferencias. Compuesta por tres principales macronutrientes: proteínas, lípidos y carbohidratos, este último es el de mayor presencia en el cuerpo humano, aportando hasta el 60% de nuestra dieta, actúa como principal proveedor de energía. Gran parte se encuentra en alimentos como frutas, lácteos y vegetales, sin embargo, el exceso de estos, particularmente de azúcares simples, conlleva diferentes tipos de riesgos y ECNT, incluidas las de la cavidad bucodental. La Encuesta Nacional de Examen de Salud y Nutrición (NHANES, por sus siglas en inglés) en la cual participaron 2,437 adultos jóvenes con un rango de edad de 18 a 25 años, determinó que el alto consumo de azúcares está asociado a una alta prevalencia en afecciones periodontales.

Dependiendo del tipo de carbohidrato consumido es el efecto que puede tener en la salud oral. Un excesivo consumo de azúcares refinados promueve el desequilibrio entre bacterias saludables y patógenas que viven en la cavidad bucal ocasionando una reacción inflamatoria, la cual deriva a la aparición de este tipo de enfermedades. Un correcto aporte de micronutrientes en la dieta es importante para mantener la salud periodontal y prevenir sus afecciones. Los efectos antioxidantes de ciertas vitaminas como A, C, E, ácido fólico y minerales como el calcio pueden tener un efecto positivo en la prevención y el tratamiento de enfermedades periodontales e, incluso, la deficiencia de estas se encuentra asociada a su aparición. 

Alrededor del mundo hay reportes de diversas dietas que tienen un impacto positivo en las enfermedades crónicas. La dieta Mediterránea, la dieta Okinawa, la dieta de Enfoques Alimentarios para Detener la Hipertensión (DASH, en sus siglas en inglés) y la dieta vegetariana son ejemplos perfectos para prevenir las enfermedades relacionadas a la cavidad bucal, así como las cardiovasculares, la diabetes y el cáncer. Mientras que una dieta occidental, que se caracteriza por un consumo excesivo de alimentos ultra procesados, azúcares refinados y grasas saturadas, aumenta el riesgo de ECNT y las periodontales.

Un estudio desarrollado por investigadores de la Universidad de Würzburg, en Alemania, evaluó el efecto de un jugo de lechuga que contenía 200 mg de nitrato dietético (un compuesto nitrogenado presente en los vegetales de hoja verde) sobre la inflamación gingival de 44 pacientes con gingivitis crónica que recibieron terapia periodontal no quirúrgica (primera línea de tratamiento), donde encontraron que el grupo con el consumo del jugo tuvo mayor reducción de la inflamación de la encía, junto con un aumento en el número de bacterias buenas asociadas a salud oral.

Conclusiones 
Una correcta alimentación caracterizada por un consumo ricos en frutas y verduras, así como el correcto aporte de vitaminas y minerales puede disminuir la inflamación de la encía, mejorar la cicatrización y disminuir el número de dientes con pérdida de hueso, no obstante, la higiene dental, así como un correcto cepillado son parte fundamental del tratamiento de estas enfermedades, por lo que patrones de alimentación equilibrados ricos en estos compuestos, en conjunto con un correcto asesoramiento profesional para mejorar las prácticas de higiene, pudieran ayudar para la prevención o el tratamiento de las enfermedades orales.

Referencias:

1. World Health Organization. WHO fact sheet on Oral Health. [Internet]. 2022 [cited 2023 Jan 23]. Available from: https://www.who.int/news-room/fact-sheets/detail/oral-health

2. Fiorillo L. Oral Health: The First Step to Well-Being. Medicina. 2019. 7;55(10):676.

3. Isola G. The impact of diet, nutrition and nutraceuticals on oral and periodontal health. Nutrients. 2020;12(9):1–6.

4. Dodington DW, Fritz PC, Sullivan PJ, Ward WE. Higher intakes of fruits and vegetables, β-carotene, vitamin C, α-tocopherol, EPA, and DHA are positively associated with periodontal healing after nonsurgical periodontal therapy in nonsmokers but not in smokers. J Nutr. 2015;145(11):2512–9.

5. Woelber JP, Bremer K, Vach K, König D, Hellwig E, Ratka-Krüger P, et al. An oral health optimized diet can reduce gingival and periodontal inflammation in humans – a randomized controlled pilot study. BMC Oral Health. 2016;17(1):1–8.

6. Martinon P, Fraticelli L, Giboreau A, Dussart C, Bourgeois D, Carrouel F. Nutrition as a Key Modifiable Factor for Periodontitis and Main Chronic Diseases. J Clin Med. 2021;10(197).

7. Jockel-Schneider Y, Goßner SK, Petersen N, Stölzel P, Hägele F, Schweiggert RM, et al. Stimulation of the nitrate-nitrite-NO-metabolism by repeated lettuce juice consumption decreases gingival inflammation in periodontal recall patients: A randomized, double-blinded, placebo-controlled clinical trial. J Clin Periodontol. 2016;43(7):603–8.

ELN. Erick Manuel Rodríguez Castro

Estudiante de la Licenciatura en Nutrición. CUCS, UdeG.  

NC. Miguel A. Robledo Valdez

Nutriólogo Clínico. Estudiante de Doctorado en Ciencias de la Nutrición Traslacional. CUCS. UdeG. Profesor de Asignatura, Universidad La Salle. Saltillo, Coahuila.

Dra. en C. Lucrecia Susana Carrera Quintanar

Jefa del Laboratorio de Ciencias de los Alimentos. CUCS, UdeG. Miembro del Sistema Nacional de Investigadores nivel I. 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio